Astrología y nuevo gobierno: Alberto Fernández asumió con Júpiter a favor y Saturno en contra

Publicada el Publicada en Astrología, Fundación Fhers

Por Marcelo Moscuzza | Instructor de Astrología de la Fundación Fhers

Este 10 de diciembre se produjo en la Argentina el cambio de presidente: Mauricio Macri le entregó la banda presidencial a Alberto Fernández y le dio inicio a una nueva etapa política para el país. Tal como enseñamos en la Fundación Fhers, uno de los principios de la Astrología Kármica sostiene que el momento de inicio de cada proyecto es un factor de mucha preponderancia para saber cuáles son los contratiempos y atajos que se tienen por delante. Para eso, haremos un estudio de la Astrología y el nuevo Gobierno.

¿Leíste esto? > La carta natal de Alberto Fernandez: qué dice la Astrología sobre el nuevo Presidente

En este caso es imposible ignorar que se trata de una nueva era política para la Argentina, que es un país con el ascendente (que rige la personalidad) en Libra. Esto habla de por sí de una cierta dualidad que en estos días se ve con claridad en la denominada “grieta” y la división social de la población. Esto explica por qué mientras muchos celebran el cambio de mando, al mismo tiempo es visto con cierto pesimismo por otra parte de la sociedad. Pero, ¿qué conclusiones podemos sacar desde el estudio de la Astrología Kármica?

Astrología y nuevo Gobierno: la carta de la Asunción Presidencial

Saturno en contra: el gran protagonista

El maestro Saturno para el momento de la asunción se ubica a los 18 grados de Capricornio en oposición con el Sol de Argentina, que es de Cáncer. A priori podemos decir que el nuevo gobierno va a tener importantes limitaciones, presiones y que deberá tomar ciertas decisiones supeditadas a otras voluntades. Esto habla de una tensión en la búsqueda de la independencia.

Desde la mirada de la Astrología Kármica ningún tránsito planetario es necesariamente malo: este aspecto, al mismo tiempo que puede resultar limitador, también abre la posibilidad de reinventarnos y superar los obstáculos. Por ejemplo, el nuevo Gobierno en particular y la Argentina en general podría aprovechar este aspecto para que no se sigan cometiendo los mismos errores. Es decir, durante este período nos podamos preparar interiormente para cambiar el mérito colectivo y que lo demás venga por añadidura.

En la Fundación Fhers enseñamos que cuando se estudia un suceso importante como este o en una Revolución Solar, no solo hay que mirar el mapa del cielo en el momento que este se produce, sino también la carta natal con las armonías e inarmonías que trae el protagonista de la acción, lo que denominamos mapa radix, que en este caso es la carta de la Argentina.

Júpiter a favor: nueva forma de gobernar y un acuerdo refundacional

El gran aspecto con energía positiva para que el gobierno de Alberto Fernández aproveche es, sin dudas, el tránsito de Júpiter que la Argentina tiene desde el 3 de diciembre. Se trata de uno de los planetas más grandes del sistema solar, lo que provoca que un tránsito a favor de Júpiter sea una oportunidad de mucha expansión (en cartas personales indicaría buenas oportunidades de cambios de trabajo, residencia o nuevas relaciones, según donde se ubique).

Leé también > Qué significa tener Júpiter a favor

En el caso de la carta de la Argentina tendrá a Júpiter en Capricornio con Urano en Tauro. Esto habla de un aporte para nuevas ideas, cambios importantes que luego prevalecerán en el tiempo y obtener el mejor provecho posible de lo que se haga.

Esto va a afectar a la Casa lll de la Argentina que tiene que ver con la comunicación, los vínculos cercanos, las relaciones y los acuerdos. Indicaría esto que estamos ante una etapa refundacional de muchas cosas para nuestro país.

Cada uno desde su lugar debe sumar un granito de arena para poder vivir en un país menos desigual, cultivando el inegoísmo, el respeto, la tolerancia y el amor.